29/6/14

Guía de viaje de Rusia 2018: cuáles son las sedes del próximo Mundial

Escrito por: Javier Saul - 20:48

Share

& Comentar


Sobre el cierre del Mundial Brasil 2014, nada mejor que ir pensando en Rusia 2018 como para que la ansiedad por la espera del torneo no se note tanto. En cuatro años (seguro se sumarán lectores a este artículo con tiempos de espera aún menores), el caluroso "invierno" brasileño le dará lugar al verano europeo. Rusia nos espera. Ahí, compartiendo límites con Asia. Ahí, como un gigante dormido que necesita demostrarle al mundo que ya está más que despierto.

Tras los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi, será la hora de que el planeta vuelva a poner los ojos sobre un país distinto desde la cultura, el clima, el idioma y las distancias, aunque la FIFA se aseguró que el último ítem no sea tan desgastante y la única ciudad "más oriental" del mapa será Ekaterimburgo, en la frontera virtual con Asia y a 1.755 kilómetros de Moscú. Peor hubiese sido  -para quienes se quejan de la movilidad- llegar a Vladivostok, una ciudad-puerto vecina de China y Corea del Norte, a más de 9 mil kilómetros de la capital y a siete husos horarios de diferencia. 

De Moscú a Ekaterimburgo, la ciudad más oriental del Mundial, se puede viajar en el famoso tren Transiberiano. El final del recorrido es en Vladivostok, a 9.200 kilómetros de la capital y con siete husos horarios de diferencia. El viaje completo puede llevar unos siete días.
En total, Rusia 2018 tendrá 11 ciudades-sede. Repasando del norte hacia el sur: San Petersburgo, Nizhni Nóvgorod, Ekaterimburgo, Moscú, Kazán, Kaliningrado, Saransk, Samara, Rostov del Don, Volgogrado y Sochi. Mientras Ekaetrimburgo será la sede más "oriental", la más "occidental" será Kaliningrado, con la curiosidad que ¡no está en territorio de Rusia!, mientras que al sur vuelve a aparecer Sochi, tras ser sede de los últimos Juegos Olímpicos de Invierno y con un clima que en pleno Mundial 2018 (del 8 de junio al 8 de julio) puede trepar hasta los 40 grados.

Para agendar: cuando lean "Чемпионат мира по футболу Россия 2018" estarán leyendo "Campeonato del Mundo Rusia 2018". Una pequeña muestra de que el idioma no será una cuestión menor a la hora de ir al Mundial.
Las sedes, curiosidades y formas de viaje
Cada sede tendrá su artículo correspondiente, con más información, por lo que iremos sumando links a este breve resumen.

Kaliningrado. Lo llamativo de esta sede es que ¡no está en Rusia! Kaliningrado (ex Königsberg) está ubicada entre Lituania y Polonia, a orillas del mar Báltico y a 1.235 km de Moscú. Perteneciente a la antigua Prusia, pasó a formar parte de Alemania, pero quedó en manos de los soviéticos tras la Segunda Guerra Mundial. Según cuenta la historia, el interés ruso tuvo que ver con tener un puerto "libre de hielo" en invierno. Kaliningrado fue reconstruida tras la guerra, ya que quedó sumida en escombros. Así fue que perdió el encanto de las construcciones prusianas y sus castillos y pasó a tener un paisaje más "soviético".

El estadio elegido para el Mundial es el Arena Baltika, con capacidad para 45 mil personas. Según un informe de Russia Beyond The Headlines (RBTH, un suplemento del diario Rossiyskaya que se distribuye en la Argentina), la construcción del estadio costará 305 millones de dólares, lo que lo transformaría en el de menor costo de Rusia 2018. Para llegar, hay vuelos directos desde Moscú o San Petersburgo, por ejemplo, con la aerolínea rusa UTair. Probablemente, y con la cercanía del Mundial, se sumen más destinos.

San Petersburgo. Tres nombres en algo más de 100 años. San Petersburgo, la segunda ciudad más poblada de Rusia, supo llamarse Petrogrado, entre 1914 y 1924, y Leningrado, entre 1924 y 1991, para finalmente volver a su denominación original (Pedro El Grande la llamó así en 1703 y significa 'Ciudad de San Pedro') tras la disolución de la Unión Soviética. Histórico centro económico y político de Rusia, fue capital hasta la Revolución Rusa, cuando fue tierra de rebeldes y la capital pasó a Moscú. San Petersburgo tiene todo lo que se le exige a una postal rusa: joyas arquitectónicas, puentes sobre el río Neva, museos y un centro histórico declarado Patrimonio de la Humanidad.

Con un costo que podría superar los 1000 millones de dólares, se construye el Nuevo estadio del FC Zenit (Gazprom Arena) y está ubicado en la isla Krestovsky, entre ríos y cerca de la salida al mar. Que sea la ciudad más visitada de Rusia lo dice todo en cuanto a vuelos: llegan desde toda Europa y Asia y tanto en aerolíneas de nombre como las "low cost". Lo mismo por tren: hay de alta velocidad. Además, tiene el Metro de San Petersburgo que posee la estación Krestovsky Ostrov de la línea 5 que te deja en el estadio.

Nizhni Nóvgorod. Otra ciudad que supo tener otro nombre hasta hace muy poco (Gorki, entre 1932 y 1990, en honor al escritor Máximo Gorki). Aunque esta no tuvo tanto turismo: la ciudad fue cerrada a los turistas extranjeros durante la era soviética. Ubicada a unos 400 kilómetros de Moscú, se puede llegar en tren (se encuentra en la ruta del transiberiano) o por avión, aunque tiene mayoría de vuelos internos y algunos pocos desde ciudades de Europa.

Quienes la visitaron la describen como una de las ciudades más "tradicionales" y "lindas" de Rusia, producto de la arquitectura y de estar ubicada en una colina con vista al río Volga. El estadio que acogerá la Copa del Mundo está en construcción y tendrá capacidad para 44.899 hinchas. El costo estipulado de la obra es de 477 millones de dólares.

Ekaterimburgo. "Acá se termina Europa" podría decir un cartel callejero en Ekaterimburgo, ubicada en la frontera geográfica donde el Viejo Continente se encuentra con Asia. Establecida al pie de los montes Urales, será la sede más oriental del Mundial. Cuarta ciudad con mayor población de Rusia, también está en el camino del tren transiberiano y recibe vuelos desde todas partes de Europa. Es más, se puede ir desde Buenos Aires vía Turkish Airlines y escala en Estambul (es el viaje más directo).

De marcada arquitectura soviética y hasta con carteles en donde aparece la imagen del Che Guevara, también destacan obras no tan soviéticas como la catedral o los museos. De buen servicio de tranporte, cuenta con tren, Metro, colectivos y tranvías. El estadio Central de Ekaterimburgo se construyó en 1957 y se remodelará para el Mundial, con un costo de 400 millones de dólares. Ampliará su capcidad de 27 mil a 47 mil espectadores.

Moscú. La capital rusa tendrá dos estadios, lo que lleva las sedes a 12, con 11 ciudades-sede. La capital tendrá el Olímpico Luzhnikí y el estadio del Spartak, siendo el primero el más emblemático y el que acogerá seguramente el partido inaugural y la final de la Copa del Mundo. Cerrado para reformas, el Luzhnikí, que ya es un estadio cinco estrellas de UEFA, recibirá una inversión de 530 millones de dólares. El de Spartak está casi listo y cuenta con estación de Metro.

¿Qué se puede decir de Moscú? Casi con seguridad que será la base de todos aquellos que viajen a Rusia en 2018. Capital del país, centro económico, político y cultural, segunda ciudad más poblada de Europa, y una historia que la transforma en un punto saliente a visitar, ya sea por su arquitectura o sus lugares célebres de encuentro, como la famosa Plaza Roja. Puerta de ingreso a Rusia, tiene cinco aeropuertos (¡conecta con toda Europa!), un buen servicio de trenes y un Metro que llama la atención por las obras que exhibe bajo tierra. En fin, todo lo que pase en Rusia 2018 será contado desde aquí y seguramente valdrá la pena.

La Plaza Roja de Moscú, una imagen emblemática de la capital rusa
Kazán. Conocida por estas tierras por el club de fútbol Rubin Kazán, se encuentra en la confluencia de los ríos Kazanka y Volga y se destaca por la convivencia de cristianos y musulmanes y más de 100 nacionalidades. Kazán es la capital de la República de Tartaristán (sí, por eso en Kazán son tártaros), una de las 22 repúblicas de la Federación Rusa, por lo que tiene presidente y parlamento, pero está representada por Rusia en asuntos internacionales. Para que se entienda, la Federación tiene repúblicas, óblasts (provincias), territorios, óblasts autónomos, distritos autónomos y ciudades federales.

¿Qué esperar de una ciudad fundada en 1005? Con más de mil años de vida, Kazán ofrece de todo: Kremlin, Mezquita, Catedral y hasta la estatua de Lenin en la Universidad Estatal. El mismo lugar de donde fue expulsado por participar de las manifestaciones estudiantiles. El Mundial se va a jugar en el Kazán Arena, el primer estadio que ya está listo a cuatro años del torneo y que es similar al Emirates Stadium del Arsenal inglés (misma constructora).

Saransk. Capital de la República de Mordovia, se encuentra en el centro de Rusia y a 650 kilómetros de Moscú. Y acá se da uno de los casos curiosos que suelen aparecer en los Mundiales de FIFA: Saransk, una ciudad pequeña y de marcada arquitectura rusa, tiene 297 mil habitantes y promete construir un estadio para 40 mil personas. ¿Candidato a "elefante blanco"?

Samara. Una de las ciudades emblemáticas en la carrera aeroespacial, la postal de Samara es una especie de "obelisco" en el que se recrea el viaje de Yuri Gagarin, el primer ser humano en viajar al espacio exterior.

A orillas del río Volga (acá, el río alcanza casi los dos kilómetros de ancho), posee buena conexión por agua (obvio), tren y aire (con aeropuerto internacional). El Mundial se va a jugar en el Samara Stadium, que está en construcción y que costará 364 millones de dólares.

Rostov del Don. Un tanque que camina sobre el año 1943. Imaginen esa imagen. Arriba el tanque, abajo el número. En Rostov del Don es realidad y se trata de un monumento que conmemora la liberación de Rostov de los nazis. Reducida a escombros tras dos ocupaciones germanas, se recuperó y creció a orillas del río Don. Ubicada al sur de Rusia, quienes la conocen destacan su comida (pescado y cangrejo), sus playas y un clima menos duro que en el resto del país.

El Mundial se va a jugar en el estadio que lleva el nombre de la ciudad y que todavía está en construcción. Tendrá capacidad para 45 mil personas y costará 416 millones de dólares. Una perlita: cuando empezaron la obra encontraron bajo tierra dos proyectiles de la Segunda Guerra Mundial.

Volgogrado. Otra ciudad que cambió de nombre con el pasar de los años. Primero fue Tsaritsyn (durante 336 años), después Stalingrado y ahora Volgogrado, que significa "ciudad del Volga". Acá se respira guerra: la Batalla de Stalingrado en la Segunda Guerra Mundial fue la más sangrienta de la historia de la humanidad y la derrota nazi fue un punto de inflexión en la guerra. Por eso, el símbolo de la ciudad es la estatua de "la Madre Patria" (o de "¡la Madre Patria llama!), de 85 metros de altura.

El Mundial se va a jugar en el estadio Central de Volgogrado, con capacidad para 45 mil personas. Fue construido en 1964, pero será remodelado para el certamen.

Sochi. Bañada por el Mar Negro, en los últimos tiempos fue ganando lugar como sitio de vacaciones para los rusos. Ubicada al sur del país, ofrece atracciones todo el año para quienes buscan relax: está ubicada entre las montañas nevadas del Cáucaso, por lo que tiene centros de esquí, y da al Mar Negro, por lo que hay playa y buen clima entre junio y agosto. Y casi una ciudad ideal sin importar la estación: el mismo día se puede esquiar y caminar por la arena.

Con vuelos desde toda Rusia y una estructura deportiva de elite, tras desarrollarse los Juegos Olímpicos de Invierno, Sochi promete estar a la altura del Mundial. Gracias a los Juegos, también cuenta con el estadio Olímpico Fisht, que se inauguró en 2013.


fotos | Wikipedia

Acerca de Javier Saul

Periodista y abogado. Diario La Nación. Fútbol en TV. Editor de viajoporeuropa.com.

1 comentarios :

  1. Algunos precios en los supermercados de Moscu - Junio 2017
    https://www.instagram.com/p/BVkIHjlgF-V/?taken-by=rumborusia2018
    Próximamente alojamientos!

    ResponderEliminar

Copyright © 2013 Viajo por Europa ™ is a registered trademark.

Designed by Templateism . Hosted on Blogger Platform.